En un artículo anterior les hablábamos sobre la importancia de integrar la experiencia educativa a la habitación de los más pequeños de la casa, para que la decoración no sea sólo agradable a los sentidos, sino que se convierta en una herramienta para la estimulación y desarrollo de competencias específicas que contribuirán al crecimiento motor e intelectual de tus niños. En el artículo pasado dimos consejos para estimular la habilidad de lecto-escritura y verbal, así como también la creatividad. En esta oportunidad abordaremos la estimulación de la orientación espacial y las habilidades motrices.

Las habilidades motrices son las que permiten el movimiento controlado, las que sientan las bases de actividades más específicas y avanzadas como las deportivas. Ejemplo de estas son correr, lanzar, agarrar, saltar, entre otras. De aquí la importancia de crear un espacio con el que el niño pueda interactuar por completo. Lámparas y objetos que el niño pueda tocar: mobiliario, juguetes y elementos decorativos que sean completamente seguros para un niño de su edad.

Las habilidades motrices son las que permiten el movimiento controlado, las que sientan las bases de actividades más específicas y avanzadas como las deportivas. Ejemplo de estas son correr, lanzar, agarrar, saltar, entre otras. De aquí la importancia de crear un espacio con el que el niño pueda interactuar por completo. Lámparas y objetos que el niño pueda tocar: mobiliario, juguetes y elementos decorativos que sean completamente seguros para un niño de su edad.

El mobiliario puede ser modular, de forma que encajen unos con otros (cuadrados dentro de cuadrados, círculos dentro de círculos, etc), las alfombras hechas con piezas de goma eva/foami que encajan entre si son maravillosas, pues no sólo les permite armar y desarmar la figura, sino que son un excelente amortiguador en caso de caidas.

La orientación espacial es de vital importancia, pues sin la noción básica espacio-tiempo el adquirir otros conocimientos puede ser un poco más complicado. Nociones como arriba, abajo, izquierda y derecha pueden ser estimuladas con el uso de colores bien diferenciados en las paredes y techos de la habitación. Del mismo modo un espejo dentro de la habitación colaborará con el desarrollo del autoreconocimiento y localización de su propio cuerpo. Un rompecabezas tipo tamgram elaborado con imanes o goma eva/foami es perfecto para estimular esta competencia.

Puedes seguir las respuestas a este post mediante nuestro RSS 2.0 feed. Puedes dejar una respuesta, o trackback desde tu sitio.

Articulos relacionados

Deja un Mensaje


Suscribirse

Ingresa tu e-mail:

Busca Decoraciones Infantiles

Enlaces Interesantes

Hazte Fan