Una buena opción para aprovechar todo el espacio de juego en la habitación de los niños es ampliar la zona de juego a las paredes de la habitación. Sin duda una alternativa divertida pero muy funcional.

¿Qué mejor que pintar y dibujar en la pared? Disponer de una enorme pizarra para que los niños disfruten haciendo una de las cosas que más les gusta, dibujar y pintar. Así sólo se tendrá que barrer la tiza del suelo y todo limpio. La pizarra de silueta del oso las encontraréis en Ninsfactory, tienen más modelos, un pié gigante, una divertida ballena, un castillo, un fantasma y son de diferentes colores para que combinen bien con la habitación y con el estilo del niño.

Todo en su sitio! Guardar las cosas puede resultar divertido si se dispone de unos cajones de colores y una divertida escalera para llegar a cada cajón. Una pared funcional para que logres que lo recojan todo mientras se divierten.

 

Déjales a ellos decorar la pared de su habitación a su gusto. Con los mosaicos de Znak Mosaic disponéis de pequeños trozos de papel pintado autoadhesivo de diferentes colores para crear una pared personalizada. Disponen de una plantilla que os ayudará a disponer las piezas uniformemente espaciadas. Además los peques pueden pegarlas con facilidad.

Una pizarra para los más jóvenes. Confeccionar un calendario en la pared para que no se pase nada por alto; deberes, médico, conciertos, citas ineludibles… Tenéis la opción de añadir piezas imantadas para colgar papeles o recordatorios. Hazlo tu mismo.

Fotos: Apartametherapy, Ninsfactory, Apartametherapy, Znak-life, Tuteate y…

Puedes seguir las respuestas a este post mediante nuestro RSS 2.0 feed. Puedes dejar una respuesta, o trackback desde tu sitio.

Articulos relacionados

Deja un Mensaje


Suscribirse

Ingresa tu e-mail:

Busca Decoraciones Infantiles

Enlaces Interesantes

Hazte Fan